Usar puntuación: / 0
MaloBueno 
Escrito por Gety Pavez VIdal  
Jueves, 14 de Septiembre de 2017 17:47
 -
Tras 11 años de esfuerzo, el Comité El Trabajador pudo materializar la construcción de sus futuras casas, gracias al Programa de Habitabilidad Rural del Ministerio de Vivienda y Urbanismo. 
Felicidad es la palabra que mejor resume el ambiente que hubo en la ceremonia de colocación de la primera piedra del nuevo conjunto habitacional de San Vicente de Tagua Tagua, el que albergará a 20 familias, pertenecientes al comité de vivienda El Trabajador.
“Hemos luchado 11 años por este gran sueño y gracias a Dios se nos está haciendo realidad. Éramos 90 familias las que componíamos este comité en un principio y, debido al paso del tiempo y a todas las adversidades con las que tuvimos que lidiar, fuimos quedando cada vez menos. Hoy sólo somos 20, pero estamos muy contentos de estar presenciado el inicio de las obras”, expresó la presidenta del comité El Trabajador, Elizabeth Cornejo. 
No cabe duda que el esfuerzo y la perseverancia de estos vecinos ha sido grande. Así, por lo menos, lo recalcó el Seremi de Vivienda y Urbanismo, Hernán Rodríguez, quien añadió que “es un tremendo logro lo de estas familias, ya que venían luchando por una solución habitacional desde hace mucho tiempo. Varias personas que empezaron a trabajar por este sueño en común, hoy tienen hijos y se sienten dichosas de haber conseguido un mejor futuro para sus pequeños y ver que eso hoy se está materializando en la construcción de sus viviendas”.
Este proyecto, que es financiado por el Ministerio de Vivienda y Urbanismo (Minvu), tendrá una inversión de más de 505 mil millones de pesos, gracias al Programa de Habitabilidad Rural (DS.10). “Este apoyo del Estado, que impulsó la Presidenta a partir de su primer discurso de 21 de mayo, recoge de manera apropiada las condiciones de lo que significa habitar en sectores rurales. Por eso, es muy relevante la colocación de esta primera piedra porque estamos sumando un número importante de familias que han sido beneficiadas con este nuevo subsidio, DS.10. El año pasado, ya fueron 380 personas repartidas en 17 comunas de la Región de O’Higgins, quienes ya lo recibieron y que pudieron concretar el sueño de la casa propia”, agregó la máxima autoridad regional de vivienda. 
“Estamos demasiado contentos porque la mayoría de los beneficiados somos pequeños agricultores, que día a día nos sacamos la mugre para salir adelante. Aquí hay personas indígenas, personas con capacidades diferentes que no bajaron los brazos para conseguir esto”, finalizó Elizabeth Cornejo.